Los 5 aspectos clave para mejorar la experiencia de usuario de los e-commerce

Como bien señala un estudio de la revista Forbes, el 45% de los consumidores estarían dispuestos a abandonar una web si su contenido aparece de forma incorrecta o incompleta en su dispositivo. Esto demuestra la importancia e influencia que tiene hoy en día la experiencia de usuario en el éxito o el fracaso de los negocios online. De hecho, es también una de las razones que explican por qué muchas empresas no logran atraer más tráfico a su web. Además, es otro de los motivos que llevan no sólo a abandonar la página, sino a abandonar el proceso de compra.

Entendemos la experiencia de usuario como aquello que un internauta vive cuando accede e interactúa con un producto o servicio online. Esto quiere decir que es la primera impresión de un consumidor cuando entra en una página web e intenta utilizarla. Por lo tanto, de un vistazo, el usuario podrá valorar si está interesado en continuar navegando, o si bien jamás volverá a acceder a esa web.

En este sentido, desde Ebolution explican que “a menudo se confunde la experiencia de usuario con la usabilidad web, pero no tienen nada que ver ya que esta última es la facilidad de acceso a aquella información o producto que un usuario busca”. Jaime Rodriguez, fundador y CEO de esta agencia de digital commerce y marketing online, afirma que “ofrecer una buena UX se traduce en un mejor posicionamiento y por tanto, en más visitas a nuestra landing que nos aportará reconocimiento y fidelización de clientes para nuestro negocio”.

De este modo, Ebolution recoge cinco aspectos recomendados e imprescindibles para mejorar una web, con el objetivo de ayudar a los e-commerce a mejorar la experiencia de sus usuarios, obtener mayor beneficio y marcar la diferencia con respecto a los competidores.

Elementos claves a considerar

1. Efectividad a través de la sencillez. La primera impresión que un usuario tiene al entrar en una web va a ser determinante para lograr nuestro objetivo. Por eso, se desaconseja sobre cargar las webs con menús y despegables infinitos que solo van a aportar distracciones y que el usuario abandone la página sin encontrar lo que busca. Se recomienda optar por un sitio web sencillo de estilo minimalista que destaque el producto o servicio que ofrece la marca.

2. Diseño coherente y de rápida accesibilidad. Se ha demostrado que, de media, un usuario permanece en una web más de 60 segundos, por lo que hay que evitar que el cliente tenga que acceder a más de dos secciones para encontrar lo que busca. Sobre todo, es importante contar con un sistema de carga rápido que evite que el usuario pierda interés en la web y se vaya a la competencia.

3. Lo intuitivo y visual triunfa. El contenido visual e interactivo añadirá a un sitio web un valor añadido y proporcionará identidad a la marca. Por ello, es totalmente recomendable recurrir a imágenes y videos sin ser invasivo, para dar prestigio y diferenciación a un negocio con respecto a sus competidores. Por tanto, el diseño web ha de ser sencillo, visual, directo y atractivo

4. Contenido claro y útil. De nada sirven los tecnicismos y los estudios indescifrables en una web si el objetivo es captar clientes potenciales que buscan satisfacer sus necesidades en internet. Un usuario acude a una web para satisfacer una necesidad por lo tanto es fundamental ofrecer un contenido explicativo. De lo contrario, esto puede llegar a generar desconfianza y por tanto, desinterés.

5. Las palabras clave son el mejor aliado de posicionamiento. La elección de palabras clave va a determinar que una web se sitúe en las primeras posiciones de búsqueda y por tanto, conseguir atraer más tráfico a la landing page. En este sentido, se debe definir bien la estrategia de SEO para optimizar al máximo el posicionamiento de un sitio web y así conseguir notoriedad y conversiones.

Tags: , , , , , , ,